Política

La transparencia del PRO

Parece que en ciertos sectores, la renuncia de Niembro en su candidatura a diputado nacional por la provincia de Buenos Aires, fue suficiente para tapar toda la basura que los campeones de la supuesta “gestión transparente” ocultó y oculta bajo la alfombra.
Los 23 millones de pesos que se embolsó el periodista deportivo mediante contrataciones directas con el gobierno de la ciudad de Buenos Aires, utilizando una empresa “cuasi” fantasma, sin personal y creada a ese único efecto, no salieron de las cuentas personal del Jefe de Gobierno, fueron dineros del erario público, como los son también las cuantiosas sumas desviadas que ahora están saliendo a la luz, tras las denuncias de varios medios radiales y televisivos del interior del país, que sin haber contratado ni realizado jamás alguna pauta publicitaria con el gobierno porteño, figuran como si hubiesen cobrado cientos de miles de pesos, cuando en el mejor de los casos, aquellos medios que sí recibieron pauta, apenas facturaron y percibieron un 5% de lo que figura como pagado en las cuentas del gobierno macrista.
En la ciudad de Tandil, el dueño de una radio víctima de ese tipo de maniobras, interpeló al propio Macri sobre tal situación, recibiendo por toda respuesta “debe ser un error de carga”.
Son muchos los “errores de carga” que se le están destapando al candidato de la derecha.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *