Entregan 1.000 bicicletas para estudiantes que se desempeñan en rubros esenciales

Durante un acto realizado el viernes en la Universidad Nacional de Hurlingham (UNHUR), el Ministro de Desarrollo Social de la Nación, Daniel Arroyo, junto al Secretario de Políticas Universitarias, Jaime Perczyk y autoridades de otras doce universidades del conurbano, hicieron entrega de 1000 bicicletas para estudiantes y trabajadores universitarixs que realizan tareas esenciales.

La acción se inspiró en el programa de becas Bici-UNAHUR, creado el año pasado, con el que más de 250 estudiantes obtuvieron su beca de movilidad. Las bicicletas que se entregaron el viernes, estaban retenidas en la Aduana y por iniciativa conjunta del Ministerio de Desarrollo Social, a través de la Subsecretaría de Asistencia Crítica, y la SPU se destinaron a las universidades, para que cada una de ellas las ponga a disposición de sus estudiantes que se desempeñan en tareas esenciales.

Según explicaron desde la UNHUR, el funcionamiento del programa en su origen, estuvo pensado como beca de movilidad estudiantil, pero este año a partir de la pandemia, lxs destinatarios de las bicicletas son trabajadores esenciales y estudiantes que participan en acciones de voluntariado, que asisten al Hospital Posadas.

«Siempre el objetivo es la integración»

El ministro Arroyo explicó que: «Nuestra interacción con las universidades es permanente y es un eje central al momento de poner en marcha todo lo que tenemos que reconstruir».

En el encuentro celebrado en la UNAHUR, además de destinar 60 bicicletas para cada una de las quince universidades del conurbano, se realizó la primera entrega a estudiantes de esta iniciativa. Se trata de cuatro estudiantes del Instituto de Salud Comunitaria de nuestra casa que cumplen funciones en el sistema sanitario de la región.

Las voces de los estudiantes voluntarios

Hace dos meses se lanzó una convocatoria a estudiantes para realizar tareas de Voluntariado en el Hospital Nacional Prof. Dr. Alejandro Posadas. Actualmente participan 36 estudiantes de Enfermería Universitaria y de la Licenciatura en enfermería. Allí realizan actividades de cuidados de mediana y baja complejidad en diversas salas de internación, algunas de ellas destinadas a tratamiento de personas con COVID-19.

Hernán Corvalán comentó la dificultad para movilizarse con transporte público y explicó “La bici me va a servir para ir al Hospital Posadas, me va a ayudar mucho». Por su parte Laura Liuni reconoció las políticas de bienestar estudiantil y dijo: «La bici acorta las distancias, nos va a permitir llegar a horario». Por último, Mauricio Díaz, quien vive en Rafael Castillo, señaló: «la bici me va a cambiar la vida, tengo mucho tiempo de viaje». (InfoGEI)Jd

Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *