El nuevo piso de Ganancias será de $280.792 y el medio aguinaldo no tributará el impuesto

El gobierno nacional anunció que el nuevo piso del Impuesto a las Ganancias a la cuarta categoría, que alcanza a los salarios de los trabajadores en relación de dependencia, será a partir de junio de $280.792 mensuales, un 24,3% más que los $225.937 que rigen en la actualidad.

Así lo dio a conocer el ministro de Economía, Martín Guzmán, en una conferencia de prensa compartida en la explanada de la Casa de Gobierno con el presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, y el cosecretario de la CGT, Héctor Daer.

Guzmán, Massa y Daer formularon declaraciones al término de una reunión que mantuvieron con el presidente Alberto Fernández, quien no participó del anuncio.

Massa confirmó que quedará excluido del pago del impuesto a las Ganancias el medio aguinaldo que se percibirá junto al sueldo de junio próximo, al tiempo que minimizó la importancia que se le atribuyó a la difusión de la carta que le envió a Guzmán reclamando la adecuación finalmente anunciada.

«Las cartas entre el Poder Legislativo y los funcionarios del Gobierno no son una rareza», remarcó, al tiempo que explicó que con el nuevo piso de Ganancias «estamos adelantando para junio lo que correspondía aplicar en septiembre».

Por su parte, Guzmán, recordó que en la presidencia de Mauricio Macri, por la falta de actualización del mínimo no imponible, «más de 2.100.000 personas pasaron a tributar Ganancias», pero que en 2021 «con un trabajo muy importante del diputado Massa y del gobierno nacional se pudo redefinir la situación».

De esa manera, indicó, «se logró actualizar los topes y reducir en aproximadamente 1.200.000 la cantidad de trabajadores que tributan este impuesto».

Massa señaló que con la actualización de la base no imponible del impuesto a las Ganancias se apunta a «defender el poder de compra de los salarios».

En este sentido puntualizó que el objetivo es «que lo que el trabajador gana no lo pierda frente al Estado al momento de pagar los impuestos» y reiteró que «el esfuerzo del trabajador es una remuneración, no una ganancia», con lo cual el Estado «tiene que propender a defender el poder de compra de los salarios».

«La decisión del Presidente es que la semana que viene terminan de cerrar dos paritarias que faltan y ahí quedará consolidado lo que se llama Ripte (Remuneración Imponible Promedio de los Trabajadores Estables)», agregó.

Massa aclaró que «una vez que está consolidado el Ripte, sale el decreto que excluye al aguinaldo respecto del pago de Ganancias».

Telam

Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.