La CGT se pronunció por el desarrollo, la producción y el trabajo genuino

La CGT y sus gremios confederados se pronunciaron hoy por «el desarrollo, la producción y el trabajo» y por «la defensa del aparato productivo nacional y la generación de empleo genuino», al conmemorar el 76 aniversario del Día de la Lealtad Peronista.

Largas columnas de trabajadores, nucleados en organizaciones gremiales de la Confederación General del Trabajo (CGT) y en un amplio abanico de agrupaciones sociales, se concentraron esta tarde en los alrededores del Monumento Canto al Trabajo, en el bajo porteño, y ocuparon también las principales arterias del centro de la ciudad, en los alrededores a Plaza de Mayo y el barrio de San Telmo, para celebrar el histórico el 17 de Octubre de 1945, conmemorado ayer.

La CGT celebra el Día de la Lealtad

Allí se dio lectura a un documento político elaborado por las organizaciones gremiales convocantes, que demandó políticas económicas que promuevan la generación de empleo genuino y el fortalecimiento de los sistemas de seguridad social y de salud.

«La Argentina y el Gobierno afrontan una instancia decisiva para superar la crisis económico-social heredada y agravada de forma dramática por los efectos de la pandemia» de coronavirus, sostuvo la CGT, que aseguró ser «la reserva desde donde el Movimiento Nacional puede reconstruir el tejido social y fortalecer la política».

La CGT aseguró que la marcha y el acto de hoy en el Monumento Canto al Trabajo de las Avenidas Paseo Colón e Independencia para conmemorar el Día de la Lealtad Peronista es «la expresión de unidad de los trabajadores y del movimiento obrero organizado y de la vocación por sostener la unidad del peronismo», y reclamó políticas que sienten las bases de «la transformación económica y social de la Argentina».

El consejo directivo también enfatizó que «es tiempo de justicia social» y que ese es «el compromiso irrenunciable del movimiento obrero», y convocó a que el peronismo promueva «la alianza entre la producción y el trabajo a través de la profundización del diálogo social institucionalizado para elaborar los necesarios consensos».

«Es momento de transformar hacia adentro el horizonte y el futuro de los argentinos y de producir el desarrollo nacional con equidad para posibilitar un proceso de movilidad social ascendente y una justa redistribución de la riqueza», afirmó la central obrera que colideran Héctor Daer y Carlos Acuña y que renovará autoridades el 11 de noviembre.

El secretario general de la Federación Argentina de Empleados de Comercio y Servicios (Faecys), Armando Cavalieri, convocó a «trabajar unidos y con responsabilidad» en el contexto de la movilización organizada por la CGT hacia el Monumento al Trabajo «en defensa del desarrollo, la producción y el empleo».

El dirigente e integrante del consejo directivo de la central obrera encabezó esta tarde la columna de 15 mil mercantiles que marcharon hacia la intersección de las Avenidas Paseo Colón e Independencia para conmemorar el Día de la Lealtad Peronista.

«Hoy es un día muy importante para el peronismo, porque la fecha marcó el inicio de la incorporación de los trabajadores a la vida política y también el comienzo de la promoción y la instauración de los derechos de la clase obrera», remarcó el dirigente.

Un documento de la Faecys sostuvo que la jornada constituyó «un acontecimiento especial para poner en valor al esfuerzo de todos los compañeros que, como aquellos trabajadores esenciales que se expusieron a todo tipo de riesgos por el bien común, cumplen tareas a diario para construir una Argentina mejor».

Cavalieri analizó que el difícil contexto convoca a «trabajar unidos y con responsabilidad a partir de la construcción de consensos y sin descuidar las convicciones», y llamó a lograr que los dirigentes políticos, sindicales y empresarios aporten «un esfuerzo agregado para poder emerger del actual mal momento».

«Para ello es imperioso poner el norte en el trabajo conjunto por el bien colectivo», completó el titular de la Faecys.

Por su parte, el secretario general del Sindicato de Mecánicos y Afines del Transporte Automotor (Smata), Ricardo Pignanelli, encabezó la columna de su gremio -que integra el Frente Sindical para el Modelo Nacional (Fresimona)- y expresó que «es una jornada jubilosa para el movimiento obrero, que recuerda la histórica gesta de los trabajadores que no dudaron entonces en salir a la calle para exigir la libertad del coronel Juan Perón».

Pignanelli, quien encabezó la columna del Smata junto con el secretario adjunto, Mario Manrique, sostuvo que el 17 de Octubre fue «una fecha bisagra, porque dejó atrás un pasado infame de la Argentina para abrir la esperanza de paz y trabajo para todos».

«Los trabajadores salieron otra vez hoy a la calle para defender al Gobierno popular y mantener bien altas las banderas de justicia social, independencia económica y soberanía política, que son tan necesarias y están tan presentes», concluyó.

El acto

Largas columnas de trabajadores, nucleados en organizaciones gremiales de la Confederación General del Trabajo (CGT) y en un amplio abanico de agrupaciones sociales, se concentraron esta tarde en los alrededores del Monumento Canto al Trabajo, en el bajo porteño, y ocupaban también las principales arterias del centro, en los alrededores a Plaza de Mayo y el barrio de San Telmo, para celebrar el Día de la Lealtad Peronista, conmemorado ayer.

«El peronismo debe promover una alianza entre la producción y el trabajo, es la única forma de la unión social», se leyó en un video proyectado a un costado del escenario instalado en el cruce de las avenidas Independencia y Paseo Colón, donde está emplazado el emblemático monumento de los trabajadores.

Bombos y petardos acompañaban incesantemente el avance de las columnas que se inició a las 10.30 y que llevó a que micros de corta y larga distancia y camiones ocuparan carriles de la avenida 9 de Julio, desde el Obelisco hasta la avenida San Juan, en el barrio de Constitución.

Desde temprano, también, ocurrió lo mismo en las avenidas Belgrano e Independencia por donde continuaron movilizándose trabajadores para asistir a la lectura del documento elaborado por la CGT para conmemorar los 76 años del 17 de Octubre, Día de la Lealtad.

La Unión Obrera de la Construcción (Uocra), los mecánicos de Smata, trabajadores de comercio, de Luz y Fuerzas (LyF), de Uatre, los metalúrgicos de la UOM, los docentes de UDA, panaderos, ferroviarios eran parte de la movilización.

También se concentraban camioneros, con Hugo Moyano a la cabeza, judiciales, trabajadores y trabajadoras de la sanidad, con Héctor Daer como referente, los empleados de los peajes, los ferroviarios, dirigentes de la UTA y de la alimentación, entre otros.

«Estamos presentes no solamente ratificando lo que significó para los trabajadores el 17 de octubre, sino también para acompañar al Gobierno nacional en la gestión que está llevando adelante», afirmó el secretario genral del Sindicato Gran Buenos Aires de Trabajadores de Obras Sanitarias, José Luis Lingeri, a través de un comunicado.

«Desarrollo, producción y trabajo sintetizan lo que realmente queremos para volcar a nuestros compañeros y compañeras al aparato productivo del país», indicó el referente sindical y subrayó: «Esta propuesta se hace a través de un consenso social, de un contrato social donde los trabajadores, el Estado y los empresarios, nos pongamos de acuerdo y nos encuentre unidos para poder llevar adelante este objetivo”.

La conducción de la CGT expresó su «profundo rechazo» a «los vandálicos y repudiables actos de ayer en la Plaza de Mayo en relación con las piedras que recuerdan a las víctimas de la pandemia de coronavirus» y aseguró que esos hechos constituyeron «un ataque a todos los trabajadores organizados y al peronismo», informó la central.

Los integrantes del consejo directivo Héctor Daer, Carlos Acuña, Julio Piumato y Jorge Sola difundieron hoy un documento de repudio a «esos actos ocurridos ayer», de forma previa a la marcha por el Día de la Lealtad Peronista.

«Actos tan repudiables desde todo punto de vista fueron realizados por sectores minoritarios que nada tienen que ver con el ideario peronista, pero utilizaron una fecha de profundo significado para los trabajadores organizados y el pueblo peronista. El 17 de Octubre se ubica en las antípodas de eso», sostuvo la CGT.

La central obrera rechazó «esos actos vandálicos», porque «el pueblo tiene la esperanza de una revolución en paz que dignifique a los excluidos y ponga en movimiento las fuerzas espirituales de millones de compatriotas para lograr una sociedad más justa, cuyo modelo de país sea el trabajo y la producción», puntualizó el documento.

«Ese modelo debe tener su centro en el trabajo y la producción. El país debe construirse y alcanzar la justicia social para que el conjunto de los argentinos viva y planifique con su familia la vida y el futuro en una comunidad solidaria», añadió la central obrera.

La pandemia «llenó de dolor al pueblo, porque miles de trabajadores perdieron la vida y a sus seres queridos, por lo que en ese acto vandálico no se atacó a las víctimas y a sus familiares sino a todos los trabajadores organizados y al peronismo, desnaturalizando el profundo sentido de una fecha y de una gesta históricas», aseguró la CGT.

La central realizó hoy un acto de desagravio a esos hechos en el Monumento a Manuel Belgrano, en la Plaza de Mayo, ocasión en la cual llamó a un minuto de silencio en memoria de las víctimas de la Covid-19 para compartir «el dolor de las familias».

Se trata de la primera gran movilización sindical pospandemia de coronavirus, en la cual los sindicatos buscan ratificar su respaldo al Gobierno nacional y repudiar «los intentos de eliminación de la indemnización por despido y cualquier otra forma de flexibilización».

El acto de la CGTes la segunda jornada de conmemoración del Día de la Lealtad, luego de la multitudinaria celebración realizada el domingo en la Plaza de Mayo y en plazas de todo el país para conmemorar el 76 aniversario de esa fecha del calendario peronista.

La celebración del domingo fue como respuesta a la convocatoria institucional del Partido Justicialista (PJ), expresada a través del presidente Alberto Fernández, en su calidad de jefe del Consejo Nacional partidario.

El presidente Alberto Fernández había convocado en los últimos días a movilizarse por el 17 de octubre, del mismo modo que la vicepresidenta Cristina Fernández hizo lo propio durante el discurso que brindó el sábado último en un encuentro de Juventudes de La Cámpora.

El acto había sido convocado en primer término por la Asociación Madres de Plaza de Mayo, en una iniciativa a la que luego se sumaronorganizaciones como la CTA, ATE, el Partidos Miles y La Cámpora, entre otras.

En tanto, la de este lunes es una celebración convocada por la CGT y otros espacios gremiales confederados en la central obrera, como la Corriente Federal de Trabajadores (CFT) y el Movimiento de Acción Sindical Argentino (MASA), que se movilizarán para estar a las 14 en el monumento Canto al Trabajo, ubicado en Paseo Colón e Independencia, en la ciudad de Buenos Aires.

Las organizaciones sindicales marcharon desde el mediodía hacia el lugar, en el que a partir de las 14 comienza el acto en el que se leerá un documento de fuerte tono político en respaldo del Gobierno nacional y en defensa de los derechos adquiridos, bajo el lema «Desarrollo, Producción y Trabajo».

Las columnas de trabajadores, nucleados en diversas organizaciones sociales de la CGT, ocuparon distintos puntos neurálgicos para el tránsito de la ciudad de Buenos Aires y provocaron algunas demoras que afectaron la movilización de los vehículos.

Esta es la primera gran movilización sindical pospandemia de coronavirus, de la que también participan el Movimiento Evita y los trabajadores de la Economía Popular (UTEP), que señalaron que «la bandera de la unidad hay que mantenerla firme si queremos Tierra, Techo y Trabajo para nuestro pueblo».

Télam

Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *