Medio centenar de mujeres protestaron en Afganistán para reclamar por sus derechos

«Es nuestro deber tener educación, trabajo y seguridad», corearon al unísono las manifestantes. «No tenemos miedo, estamos unidas», agregaron.

«Hay conversaciones para formar un Gobierno, pero (los talibanes) no hablan de la participación de mujeres», dijo una de las organizadoras de la protesta, Basira Taheri, citada por la agencia de noticias AFP.

«Queremos que los talibanes acepten hablar con nosotras», agregó.

Las manifestantes, entre las que había activistas, estudiantes universitarias y funcionarias, exhibieron pancartas en las que afirmaron que «ningún Gobierno es sostenible sin mujeres», según imágenes mostradas por medios como Tolo News o la agencia Jaama.

Este tipo de manifestación o expresión pública de descontento es algo inédito para los talibanes, que reprimieron sin piedad cualquier oposición durante su anterior Gobierno.

Entre las 122.000 personas afganas y extranjeras que huyeron de Afganistán en las últimas semanas gracias a las evacuaciones organizadas por los occidentales, figuraba la primera mujer periodista afgana que entrevistó a un responsable talibán en directo en la televisión.

Beseshta Arghand, periodista de la cadena privada afgana Tolo News, tuvo que huir a Qatar, temiendo por su vida, cuando los islamistas se hicieron con el poder.

«Quiero decir a la comunidad internacional: por favor, hagan algo por las mujeres afganas», declaró.

Los desafíos del nuevo gobierno

Por otro lado, el nuevo Gobierno afgano tendrá ante sí una inmensa tarea: reconstruir una economía devastada por dos décadas de guerra y dependiente de la ayuda internacional, en gran medida congelada tras la toma del poder por los talibanes.

En las calles de Kabul, ésta es la gran preocupación. «Con la llegada de los talibanes, se puede decir que hay seguridad, pero los negocios están bajo cero», según Karim Jan, un comerciante de electrónica.

Los talibanes deben encontrar urgentemente fondos para pagar sueldos de funcionarios y mantener en funcionamiento infraestructuras vitales como el agua, la electricidad y las comunicaciones.

Una de sus prioridades será el funcionamiento del aeropuerto de Kabul, esencial para que llegue el apoyo médico y humanitario que necesita el país.

Hoy, el ministro de Relaciones Exteriores qatarí, Mohamed bin Abdelrahman al-Thani, afirmó que su Gobierno está negociando con los talibanes para reabrir el aeropuerto de Kabul «cuanto antes», aunque todavía no se ha logrado «ningún acuerdo» al respecto.

Télam

 

Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *