Francia extendió el derecho a abortar hasta la semana 14 de embarazo

Francia aprobó este miércoles una ampliación de los plazos para abortar y ahora las personas gestantes podrán interrumpir su embarazo hasta la semana 14 de gestación. Desde 2001, la práctica solo podía realizarse hasta la semana 12.

«En un momento en el que varios países cuestionan este derecho fundamental de las mujeres, estoy orgulloso de que Francia lo reafirme y lo amplíe», tuiteó el ministro de Salud, Olivier Véran, para quien la extensión del plazo traduce la voluntad del Ejecutivo de avanzar hacia un mayor «pragmatismo e igualdad».

El proyecto de ley, aprobado este miércoles por la Asamblea Nacional con 135 votos a favor y 47 en contra, fue presentado en agosto de 2020 por la diputada del grupo Ecología, Democracia y Solidaridad (EDS) Albane Gaillot y contó con el apoyo del partido gobernante, pese a las reticencias del presidente, Emmanuel Macron.

En su redacción, la ley admite que, aunque los abortos tardíos representan una «ínfima parte» de los efectuados en Francia, cada año hay entre 3000 y 5000 personas gestantes que viajan al extranjero para abortar por haber superado el plazo legal.

Legalización del aborto
En Francia, la despenalización del aborto fue promulgada en 1975. La llamada «ley Veil», por haber sido promovida por la exministra y superviviente de los campos de concentración nazis Simone Veil, se proponía terminar con los aproximadamente 300.000 abortos clandestinos que se practicaban entonces en el país.

Ahora, con la nueva norma, Francia da un paso más y se suma a la lista de países donde la interrupción voluntaria del embarazo está permitida hasta la semana 14.

El aborto sin restricciones es legal hasta las 14 semanas de gestación entre otros países en España y Austria, hasta las 18 en Suecia, las 22 en Holanda e inclusive hasta la semana 24 en Reino Unido, «ejemplos que reflejan que ningún argumento médico o científico justifica oponerse a la ampliación de los plazos», había señalado la legisladora Gaillot al presentar el proyecto.

En 2020, según un informe oficial de la Dirección de Estadísticas DREES difundido en septiembre pasado, en Francia se practicaron 222.000 abortos voluntarios, lo que supuso una caída del 4% respecto a 2019, año en el que se alcanzó la cifra más elevada desde su legalización, principalmente por parte de jóvenes de entre 20 y 29 años.

Pagina/12

Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.