Se acentúa el conflicto en el Frigorífico ArreBeef de Pérez Millán y no son pocos los trabajadores que piden por Tapia

Como es de público conocimiento, el frigorífico ArreBeef de Pérez Millán, partido de Ramallo, se encuentra atravesando una gravísima crisis derivada de un conflicto laboral, originado por un reclamo salarial y que el pasado viernes desembocó en el anuncio de cierre definitivo de la empresa, realizado públicamente por el titular de la firma, el empresario Hugo Borrel, viejo conocido de los trabajadores de la carne de Salto, ya que manejó el frigorífico local hasta que el mismo fuera adquirido por La Anónima.
ArreBeef es hoy la tercera empresa más importante del rubro en el país, con una faena de entre 1.000 y 1.500 cabezas por día, exportando el 70 % de su producción. En su planta de Pérez Millán cuenta con alrededor de 1.000 trabajadores en forma directa, a lo que habría que sumarle la mano de obra indirecta que genera una industria de esta envergadura.
Los trabajadores en conflicto, esta semana tomaron la planta y también la sede del Sindicato que desde hace veinte años conduce Luis Pérez, a quien acusan de pactar con la patronal en perjuicio de los obreros. Según trascendió, en ArreBeef no se respeta la paritaria nacional de gremio de la Carne, los salarios los estaría acordando la empresa con el mencionado Luis Pérez y en consecuencia, mientras un trabajador en Salto percibe por la misma tarea, entre 60.000 y 100.000 pesos por mes, en ArreBeef esa asignación oscila entre los 30.000 y 40.000 pesos.
Seguramente esa es una de las razones por la que todos estos días, no fueron pocos los trabajadores de ArreBeef que pidieron y piden la intervención del reconocido dirigente del gremio de la Carne, Miguel Angel Tapia, esperanzados en que el sindicalista de Salto pueda negociar una solución que preserve la fuente de trabajo, con rédito empresario, pero también con condiciones de trabajo y salarios dignos para todo el personal.
Enterados del requerimiento de los trabajadores de ArreBeef, dialogamos telefónicamente con Miguel Tapia, quien nos manifestó que, aunque es Secretario General del Sindicato de la Carne de Salto y al mismo tiempo, Secretario de Asuntos Laborales de la Federación Nacional, no puede ni debe intervenir en un conflicto que tenga lugar en otra jurisdicción, salvo que la misma Federación Nacional orgánicamente los comisione para tal fin.

Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *